Tag Archives: Confianza

Confianza en tiempos de prueba

Jehová es mi ayudante; no tendré miedo (Heb. 13:6).

“La persona que mejor conozca a Dios será la que más confiará en él en tiempos de prueba”.

Qué gran verdad. Para aguantar la persecución, debemos amar a Jehová y confiar en él con todo el corazón.

36 “Maestro, ¿cuál es el mandamiento más importante de la Ley?”.+37 Él le contestó: “‘Ama a Jehová tu Dios con todo tu corazón, con toda tu alma y con toda tu mente’.+38 Este es el primero y el más importante de los mandamientos. (Mat. 22:36-38)

11 Miren, consideramos felices* a los que han aguantado.*+ Ustedes han oído del aguante de Job+ y han visto lo que al final Jehová* hizo por él,+ así que saben que Jehová* es muy cariñoso* y misericordioso.+ (Sant. 5:11).

Leamos la Biblia a diario con el objetivo de acercarnos más a Jehová.

Acérquense a Dios y él se acercará a ustedes.+ Límpiense las manos, pecadores,+ y purifiquen su corazón,+ indecisos.  (Sant. 4:8).

Durante nuestra lectura, centrémonos en sus tiernas cualidades. Percibamos su amor en lo que dice y hace.

  Jehová fue pasando delante de él y proclamando: “Jehová, Jehová, un Dios misericordioso+ y compasivo,*+ paciente*+ y lleno de amor leal*+ y verdad,*+(Éx. 34:6).

A algunos tal vez les cueste creer que Dios los quiere porque nadie les ha mostrado amor. Si ese es nuestro caso, ¿por qué no probamos a hacer todos los días una lista de cómo nos ha mostrado Jehová misericordia y bondad?

38 Pero él era misericordioso:+ perdonaba* sus errores y no los exterminaba.Muchas veces contuvo su furia+ en vez de desatar toda su ira.39 Porque se acordaba de que ellos eran simples humanos,*+ un viento que pasa y no vuelve.*  (Sal. 78:38, 39)

32 En vista de que él no le perdonó la vida ni a su propio Hijo, sino que lo entregó por todos nosotros,+ ¿no nos dará bondadosamente, junto con él, todo lo demás? (Rom. 8:32).

Es probable que podamos anotar muchas cosas si meditamos en nuestras vivencias y en lo que hemos leído en la Biblia. Cuanto más valoremos lo que Jehová hace, más fuerte será nuestra amistad con él.

116 Amo a Jehová porque él oye* mi voz, mis ruegos por ayuda. Como él inclina su oído hacia mí,*+ mientras yo viva,* lo llamaré.(Sal. 116:1, 2).

w19.07 2, 3 párrs. 4, 5

+

Articulos anteriores:

La Necesidad de Leer la Biblia

Palabras de Dios para la formación

++

English version: Confidence in times of trial

Nederlandse versie: Vertrouwen in tijden van beproeving

Deutsche Version: Vertrauen in Zeiten der Verhandlung

Suid-Afrikaanse weergawe: Vertroue in tye van verhoor

Version française: Confiance en temps d’épreuve

1 Comment

Filed under Español, Meditación y Refleción, Religión y asuntos religiosos

La Necesidad de Leer la Biblia

Alguna vez se han preguntado si: ¿La confianza que tengo en mi mismo delante de Dios ya es suficiente?
Para quienes tenemos la práctica de leer de las escrituras, sabemos que este maravilloso libro es la única guía verdadera y santa que tenemos palpable por parte de Dios. La lectura de este maravilloso libro se convierte en nuestro mejor consejero, es la única manera de saber cuál debe ser nuestra actitud a la hora de enfrentar cualquier situación que se nos presente. En esas páginas encontramos gran riqueza espiritual para poder obtener la salvación.

Salmos 119:105
Lámpara es a mis pies tu palabra, Y lumbrera a mi camino.

Sin embargo, a medida que va pasando el tiempo, nuestra costumbre de leer la biblia se puede ir perdiendo cada vez más y podemos caer en el error de pensar que ya lo sabemos todo, hasta llegar a un punto donde no leemos la biblia de manera frecuente.
Recordemos un dato curioso acerca de esto:

1 Corintios 8:2
Y si alguno se imagina que sabe algo, aún no sabe nada como debe saberlo.

En esta reflexión me gustaría poder hacer conciencia de lo mucho que nos estamos perdiendo cada vez que elegimos dedicar nuestro tiempo a otras cosas que sustituyen la lectura del único libro inspirado por Dios.
En mi caso, cada vez que yo hago una lectura de la biblia, rescato un consejo nuevo para aplicar durante el día, un consejo que quizás ya había olvidado a pesar de tener conocimiento de las escrituras y haberla leído varias veces.
Esas lecturas me permiten tener una perspectiva diferente durante la tarde o la noche de ese día. Por ejemplo, en una ocasión al leer Efesios 4:13-14, 4:22-25 y 6:13, me di cuenta de que habían cosas que había dejado de lado. Llegar a la plenitud de Cristo es lo que todos deberíamos estar buscando, y no es imposible, es requisito.

Luego durante el día se me presentaron situaciones que pude ver con otros ojos gracias a esas lecturas que realicé.
Entonces, ¿qué hubiera pasado si no hubiera leído nada ese día? Quizás me hubiera equivocado en algunas decisiones y las hubiera hecho diferente.

Romanos 12:2
No os conforméis a este siglo, sino transformaos por medio de la renovación de vuestro entendimiento, para que comprobéis cuál sea la buena voluntad de Dios, agradable y perfecta.

¡Es increíble la interminable enseñanza que podemos encontrar en una simple lectura diaria!
Cada vez que dejamos de leer o de compartir opiniones con grupos de la fe, ¡Nos estamos perdiendo de una gran cantidad de consejos que ni siquiera habíamos tomado en cuenta!
Ahora imagínense si al finalizar el año solo leemos la biblia 10 veces o solo compartimos momentos de estudio con otros hermanos 20 veces.
¿Cuántos consejos nos habremos perdido y cuántas decisiones estaremos haciendo mal por simplemente no darle importancia a esos espacios y por confiar en nuestra propia opinión?
En ocasiones pensamos que con sólo leer versículos aislados es suficiente para llenar nuestros vacíos espirituales, pero a veces estamos más equivocados de lo que pensamos. Recordemos que el camino hacia la vida eterna requiere de constante nutrición espiritual y la lectura de la biblia es la mejor armadura que podemos tener durante el día.

Efesios 6:13
Por tanto, tomad toda la armadura de Dios, para que podáis resistir en el día malo, y habiendo acabado todo, estar firmes.

Efesios 6:17
Y tomad el yelmo de la salvación, y la espada del Espíritu, que es la palabra de Dios…

– Gabriel Núñez S.

1 Comment

Filed under Español, Religión y asuntos religiosos, Religious affairs